Saltear al contenido principal
La Puerta A La Libertad

La puerta a la libertad

Es muy posible que jamás, en la existencia de los que estamos leyendo estas líneas, hayamos estado más encerrados tras una puerta sin que ésta permanezca cerrada ni nos impida, por sí misma, salir a la calle. Jamás habremos estado tan impedidos de abrirla como en esta semanas de confinamiento que estamos viviendo.

Sin embargo, esta circunstancia nos permite crear un símil con la conciencia de no hacer las cosas, sabiendo que tenemos que hacerlas, tan solo porque no sabemos hacerlas.

En estos momentos, muchos estamos impedidos para atravesar la puerta de nuestras casas, teniendo conciencia plena de que sabemos hacerlo y de que podemos hacerlo. Aún así, hay una fuerza mayor que nos impide hacerlo, la responsabilidad y la solidaridad con el cuidado de nuestra salud y la de los demás, quedándonos en casa.

Sin embargo, hay personas que adolecen de esos valores y, con independencia de lo que les pase a ellos y a los demás, deciden no respetar esas normas y, aún sabiendo que tienen que hacerlo, no lo hacen.

Nuestro día a día profesional está repleto de normas, de situaciones guiadas por una reglas que hay que cumplir y, como en el ejemplo actual, hay personas que aplican responsabilidad y las cumplen y otras que las infringen.

Y como profesionales hay un hecho meritorio que debemos apreciar y es que, en un mundo globalizado donde el acceso a la información es gratuito y universal, el no hacer algo justificando no saberlo, pasa de ser un posible argumento lógico a convertirse en una excusa sin fundamento.

Por eso hoy os hablamos de un escenario de libertad donde ser fiel a las normas que te corresponden como profesional, te aporta la tranquilidad necesaria para seguir ofreciendo el mejor servicio a tus clientes.

Y al hablar de la entrega de la documentación preceptiva del Marcado CE para puertas automáticas, nos ponemos en escena.

Imagina que eres un profesional instalador de puertas automáticas que no ha entregado la documentación y hay una inspección de la puerta o surge un problema con ella. Es muy probable que te sea muy difícil explicarle a tu cliente, con carga de razón y comprensión, que el no haberle entregado la documentación pertinente de la puerta ha sido consecuencia de desconocer la normativa relativa a instalación de puertas automáticas.

Así, a bote pronto, te quita seriedad, pone en duda tu profesionalidad y afecta de forma intensa a tu reputación. Por igual, afecta a futuras contrataciones por parte de este mismo cliente, facilitándole a la vez, argumentos contra tu empresa al tratar este tema con otra personas que podrían ser posibles clientes tuyos.

¿Y por qué pongo este escenario que nadie quiere escuchar? Porque si atendemos al porcentaje nacional de puertas automáticas que no cumplen con las medidas perceptivas documentales y de seguridad, se puede percibir que el hecho de no poner valor estos datos es lo que sigue permitiendo que no pocos profesionales instaladores no entreguen la documentación al hacer la instalación.

El hecho de asumir la responsabilidad sobre ello es determinante para el desarrollo de vuestro negocio. No perdáis de vista la importancia de la documentación.

Gracias por vuestra lectura. No olvidéis conocer nuestra app NormaliCE Puertas haciendo clic AQUÍ.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba